El nuevo Periodismo Deportivo

Te mostramos una opinión sobre cómo es el presente del Periodismo Deportivo; una mirada a lo que está mal en el medio.


Por: Santana Hernández | @Vahooos.

El Periodismo Deportivo sigue un escalón abajo respecto a otros ámbitos periodísticos, hablar de una selección nacional o un determinando equipo no tiene la importancia ni el impacto que tiene  uno que habla de economía o emite un reportaje social. Esto debido a que en el ámbito deportivo la opinión resalta más que la mal llamada objetividad.

Los medios de comunicación actuales están en navegando en aguas turbulentas, para nadie es mentira que dichos medios moldean opiniones y crean preconceptos de las cosas que se hablan, mientas algún sector dejó de creer en ellos a raíz de una serie acontecimiento que de a poco los han retratado.

Parece que el aficionado sigue creyendo en el Periodismo Deportivo actual, dejando que piensen por ellos. En gran parte esto se debe a que los comunicólogos y periodistas que gozan de un espacio en la TV o un medio impreso han simplificado la información, en cuanto al deporte se refiere, dejando de lado los análisis profundos que les permiten formarse una opinión propia, quizás por cuestiones de tiempo o tal vez porque no les interese, pero la realidad es que esto provoca que el aficionado acepte lo que dice el emisor sin poder cuestionar algo.

Un caso reciente es el tema de la Selección Mexicana, puede gustar o no el funcionamiento del equipo, sin embargo, en los diferentes programas deportivos se la pasan repitiendo los mismos versos desde el primer día ‘Juegan mal, jugadores no rinden, rotaciones’, mismo discurso que compra el receptor, tomando dicho discurso como bandera a la hora de argumentar.

Pocos son los periodistas que permiten al espectador que emita su propia opinión mostrando a detalle el funcionamiento del equipo y que ellos sean los únicos que con dicha información se forjen una opinión.

En parte, el aficionado-espectador es culpable de este tipo de periodismo, ya que sigue consumiendo el producto que les ofrecen, lo cual incentiva a los medios  a seguir trabajando sobre esa línea con tal de tener visitas o ganancias económicas. Hoy en día resulta más atractivo leer que dicho jugador llegó borracho a una concentración, que una nota explicando analizando las virtudes y defectos de un equipo

Este tipo de actos hacen que los nuevos periodistas, los jóvenes, crean que este es el verdadero camino a seguir en el Periodismo. Sueñan con ser crítico como algunos personajes de la prensa nacional, emitiendo opiniones que no tienen fundamento alguno, pero que ante el público suena ‘polémicos’.  Es muy común ver actualmente en redes sociales a diversos ‘nuevos periodistas’ caer en ese tópico. La avaricia por querer tener seguidores o suscriptores ha hecho que la información quede de lado, y entre, a su vez, la información manipuladora o el copy-paste. Hoy en día los memes suplantaron la capacidad de pensar.

Por fortuna aún hay algunos espacios en los medios de comunicación que se dedican a enaltecer el periodismo deportivo desde su base, no dejándose absorber por los nuevos modelos de prensa, profesionalizando la información, y teniendo a su público como única referencia.

Lo complicado es que muchas veces no tienen difusión ni el poder económico que otros si tienen, y es aquí donde el espectador debe ser el primero en rescatar lo que es el  verdadero periodismo, y la única forma de hacerlo es sabiendo elegir lo que quiere. Aprender con la información o reírse con la información.

¡Compártelo!

FacebookTwitterGoogleTumblrLinkedInPinterest


Deja un comentario

Connect with:



Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »